Archivo por meses: agosto 2012

Lo que todo emprendedor necesita

Esta entrada fue publicada en Emprendedores el por .

Hemos encontrado esta interesante infografía que nos cuenta ciertas claves a tener en cuenta para ser un buen emprendedor y queremos compartirla con todos vosotros:

Infografia lo que todo emprendedor necesita

 

1. Pasión, perseverancia y persistencia:

Todos los emprendedores de éxito tienen una equilibrada dosis de estas tres Ps (pasión, perseverancia y persistencia). Probablemente ningún emprendedor pensaría montar su propio negocio si no tuviera pasión por lo que hace, esto parece evidente; y ¿Por qué hablamos de perseverancia? Porque desgraciadamente, no todo sale bien a la primera y uno debe ser constante en sus quehaceres, aprender de los errores y no rendirse nunca (persistencia).

2. Empatía

Entender lo que piensan los demás y como se sienten es la mejor forma de conectar con clientes, empleados y con el mundo en general. Ser empático no es más que ponerse en la piel del otro, ponernos en sus zapatos, algo muy útil que nos ayudará a saber qué es lo que el otro necesita, para tener una buena relación con los demás y poder ofrecerles lo que necesitan.

3. Equidad

Se trate de quien se trate, personal de la empresa, clientes, proveedores, medios… no importa, siempre hay que enfocar los acontecimientos con equidad. Intentar ver los conflictos de manera objetiva y reconocer a todos tanto sus errores como sus aciertos.

4. Ética del trabajo

El trabajo en equipo es muy importante para el buen hacer de muchas empresas… esto supone que a veces la estructura de la empresa no puede ser tan vertical como a muchos empresarios les gustaría. Implicarse en todas las áreas de la empresa y trabajar codo con codo con el personal de los diferentes departamentos es fundamental, tanto para conocer el día a día de la empresa, como para lograr un equipo unido que trabaje en la misma dirección.

5. Capacidad de escuchar con eficacia

Tan importante es saber cuando uno debe hablar como saber cuándo debe callar. La naturaleza que es sabia, nos ha dado dos oídos y una boca… probablemente para que escuchemos el doble de lo que hablamos. Y para poder escuchar se debe parar de hablar… Tener las orejas bien abiertas para escuchar a consumidores, empleados, competencia, colaboradores…. puede proporcionar a la empresa información de mucho valor, nunca olvidemos esto!!!

6. Espíritu soñador

Tener aspiraciones, sueños, metas… hará que tu camino se enfoque hacia algún punto. Hay que trabajar con ilusión, tener expectativas, sueños… y luchar por ello.

7. Asesoramiento.

Tan importante es dejarse asesorar como asesorar al que lo necesita. Los buenos consejos pueden ayudar otros a levantarse y continuar emprendiendo. No debemos acaparar todas las cosas buenas para nosotros, ni tampoco debemos titubear si necesitamos pedir consejo, muchas veces la experiencia de los demás nos ayudará a recorrer el camino del emprendimiento más fácilmente.

8. Influencia

Emprender lleva a vivir muchas situaciones de estrés, la incertidumbre que genera crear un proyecto nuevo y lidiar, a menudo, con cosas que se escapan a nuestro control y que pueden hacer peligrar nuestro proyecto, hace que a veces tengamos que ponernos serios y tener una actitud dura, eso si, recuerda enfocar estas situaciones con empatía, porque a nadie le gusta sentirse intimidado.

9. Formación

La formación es muy importante, esto no significa necesariamente obtener un MBA de Harvard. La tecnología avanza tan rápido, que muchas veces es más importante estar actualizado y renovarse a menudo que tener una gran titulación (que nunca viene mal tampoco). Además, la experiencia es la madre de la ciencia, por lo que todas las experiencias vividas en el ámbito laboral, casi siempre enseñan más que cualquier libro…  el día a día nos enseña  que aspectos podemos mejorar y a buscar las herramientas para hacerlo.

10. Flexibilidad

A todos nos ha pasado alguna vez:  trabajar durante meses en una idea o proyecto con ilusión y antes de que vea la luz darse cuenta de que no termina de funcionar. Es habitual que un proyecto cambie mucho a medida que se va haciendo real. Lo importante en estos casos, es tener la mente abierta para detectar aquellos aspectos que no funcionan, intentar  mejorarlos, e incluso introducir cambios importantes que transformen el proyecto, si así logramos conseguir nuestro objetivo.

Esperamos que estas 10 ideas os ayuden a seguir emprendiendo y a valorar la gran importancia que tiene vuestro trabajo diario.

 

¿Te ha resultado interesante? ¡compártelo!