Derechos y Obligaciones ante una inspección de Hacienda

La inspección de Hacienda es una de las frases más temidas en el mundo empresarial. Debido a la cantidad de documentación que se debe preparar, y también, el miedo a posibles sanciones de Hacienda, las notificaciones de Hacienda siempre suelen caer como un jarro de agua fría. En el siguiente artículo te mostramos tus derechos y obligaciones ante una inspección para que puedas disipar todas tus dudas.

inspeccion hacienda

 Cuando Hacienda llama a la puerta de tu empresa surgen múltiples dudas. ¿Tienes claros tus derechos y obligaciones ante una inspección?

 Por un lado, los derechos más importantes ante este tipo de proceso son:

  • Notificación de la inspección. Como empresa o persona jurídica tienes derecho a recibir una notificación de las actuaciones inspectoras y su alcance. La notificación puede ser comunicada por correo electrónico, sede electrónica o por el propio agente tributario.
  • Derecho a la privacidad. Hay espacios de la sede social o domicilio de la empresa que contienen documentación privada. En este caso, el equipo de inspección sólo puede acceder con una orden judicial que lo autorice.
  • Conocer el estado del expediente. Una vez iniciado el procedimiento, puedes solicitar información sobre el estado de la inspección
  • Derecho a aportación de información. Desde la empresa puedes aportar información de forma voluntaria para la defensa de los legítimos intereses. De esta manera, se pueden explicar y acreditar hechos y circunstancias que se consideren de interés y que pueden ser información definitiva en los resultados del proceso impulsado por la Agencia Tributaria.
  • Puesta de manifiesto del expediente y trámite de audiencia. Esta es la fase final de la inspección. Si existe situación a regularizar, puedes presentar las alegaciones que creas oportunas para reducir el importe o importes de lo que has sido informado.
  • Conocimiento de las actas de inspección y recursos. Si existe situación  a regularizar y estás disconforme con las actas finales, puedes interponer un recurso ante el Tribunal Económico Administrativo Regional o, ante última instancia, ante el Tribunal Supremo de Justicia. La presentación de recursos paraliza hasta su resolución el pago de las sanciones resultantes.

 Por otro lado, estos son los deberes principales que tienes:

  • Colaboración. La empresa, el contribuyente, tiene la obligación de colaborar con el actuante o con el inspector en la actuación inspectora.
  • Cumplir con los periodos administrativos. Cada parte del proceso, desde la notificación hasta la liquidación de las actas, tiene unos plazos establecidos que se deben cumplir para facilitar la documentación requerida. No respetarlos puede tener consecuencias en el procedimiento.
  • Aportar toda la información requerida. Una vez iniciado el procedimiento se debe aportar toda la documentación de la empresa solicitada en primera instancia. En caso de no disponer de ella, se puede solicitar una ampliación del plazo para poder cumplir con este deber.

  • Pagar las actas/sanciones. La normativa tributaria determina unos periodos o plazos de pago de las actas resultantes una vez finalizada la inspección. Estas actas se deben pagar o avalar. En caso contrario, se entra en la vía de apremio, que puede finalizar con el embargo de los bienes o patrimonio vinculado a la empresa.

Estos son los derechos y las obligaciones principales que tienes antes una inspección de Hacienda. ¿Quieres saber más acerca de este aspecto? ¿Sabes qué documentación puede ser examinada? o ¿sabes cuáles son las infracciones que Hacienda considera más graves? Captio, la empresa líder en gestión de gastos de empresa, ha elaborado esta guía gratuita donde encontrarás cómo tenerlo todo en orden ante una inspección de Hacienda.

¿Te ha resultado interesante? ¡compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *